• Humanos de Costa Rica

El Emprendimiento me Regresó la Ilusión


Entré a la universidad a estudiar y como un simple pasatiempo, empecé a crear accesorios empíricamente con una caja llena de abalorios, hilos y alambres que me heredó mi hermana. Vendía las creaciones entre mis amigas, luego a las amigas de ellas y después decidí abrir una página en Facebook. Esto me llevó a alcanzar a más chicas y participar en ferias.


Entre los libros de mi carrera de ese entonces y la caja llena de abalorios, yo me sentía feliz. Estaba realizada. Aprendí a administrar mi pequeño negocio, pensaba cómo innovar y coordinaba las tareas, soñaba con hacer crecer mi proyecto y  luchar por que fuera mejor cada día, sin saberlo estaba implantando en mi una SEMILLA que más adelante sería mi motor. Pasaron los años y vino el 2012, el año que marcó un antes y un después para mi y mi familia. Sin previo aviso, perdimos a una de las personas más importantes de nuestra vida en un accidente. Me sentí perdida, desmotivada, no pude regresar a la universidad, no quería hacer más accesorios, lo abandoné todo. No sentía ilusión. 

Pero como mencioné anteriormente, años atrás había sembrado una SEMILLA que me hizo luchar y soñar por una idea y en ese momento me recordó que valía la pena luchar y soñar POR MÍ. La pérdida repentina de un ser tan amado nos hace darnos cuenta que la vida es un ratito y que el amor trasciende distancias y nos inyecta una fuerza que a veces no sabemos poseer. 

Por esa razón después de un proceso pensé en esforzarme por hacer cosas que me dieran ilusión y así poder entregar lo mejor de mi a mi familia que también estaba sobrellevando ese momento tan difícil, hice un cambio de carrera y empecé a aprender cosas que me apasionaban, muy apegada a la frase de Eugene Fitch “Todos los triunfos nacen cuando nos atrevemos a comenzar.

Ideé otro proyecto, me sentía útil creando, no estaba buscando “tener” sino “ser” y ocupar mi tiempo en algo que me hiciera feliz.

Esa SEMILLA que he mencionado tanto, yo la llamo EMPRENDIMIENTO. Para mi es un ESTILO DE VIDA, una actitud, y no se trata de tener un negocio o no, es mucho más allá de eso, se trata de una decisión de cambiar mentalidad, ser proactivo y enrumbarse en un sueño, desarrollarlo y verlo crecer. Y puedo decir que esa actitud me regresó la ilusión.

Es aquí donde viene a mi mente una frase de Les Brown que dicen “Acepta la responsabilidad de hacer de tus sueños una realidad”. Han pasado ocho años y agradezco profundamente el día que decidí cambiar de actitud, luchar por mi, por mi familia.


Espero que cuando me reencuentre con mi hermano pueda decirle que logré depositar todo mi amor y mis energías positivas en cada cosa que hice. Hoy trabajo todos los días por eso con mi proyecto actual @Themakeriecr, el salvavidas en una época de tormentas, veo para atrás todas las ideas que concreté que no eran más que motores para ayudarme a salir adelante y también me da mucha ilusión pensar en todas las ideas que vendrán.

He conocido a tantos clientes que se han convertido en amigos y he tenido la gran bendición de por medio de mi trabajo darle amor y agradecimiento a otras personas y en mi posición eso no tiene ningún precio, no sé si las personas se imaginan lo importante que ha sido para mi su apoyo en todas mis ideas locas.

Si pudiera hablar con aquella chiquilla que andaba con su caja de abalorios le diría que lo está haciendo muy bien, que no deje de luchar por sus sueños a pesar de todas las pruebas que se le presenten.


Por eso es que soy muy intensa con el tema del emprendimiento, me encanta hablar, analizar y aprender más de este concepto, me parece sumamente poderoso y me gusta motivar a las personas a enfocarse en ser y hacer, y servir de testimonio para comprobar que aunque venga una situación inesperada en la vida se puede “emprender” a ser mejor, depositar las energías en algo que nos dé un propósito y el emprendimiento es una manera de lograrlo. “Tenemos un plan estratégico. Se llama hacer las cosas bien”  Herb Kelleher

Nota de Humanos de Costa Rica: Una de las razones para lanzar esta iniciativa fue la esperanza de poder encontrar personas que por medio de sus sus vivencias puedan inspirar otros y demostrar que a pesar de la adversidad y los retos que nos pone la vida siempre habrá un camino para salir adelante.

Celebramos y admiramos a los emprendedores, no importa cual sea su actividad, que paso a paso avanzan hacia sus sueños y metas.

Si al leer esta historia se inspiró, motivó o reflexionó, compártala por favor con sus amigos y familiares, esparzámos buenas vibras, viralicémos optimismo.


6 vistas

Sobre Humanos de Costa Rica

Redes Sociales

Suscríbase

 Nuestro objetivo es compartir historias de humanidad de los ticos.  Vivencias de amor, alegría, valentía, admiración, dolor, tristeza y esperanza.

Queremos capturar el alma, esencia y diversidad de todos los costarricenses a través de sus vivencias más profundas.

Creemos que compartiendo las fibras mas íntimas de nuestra humanidad podemos ir tejiendo un lienzo que refleje nuestra idiosincracia. 

 Suscríbase y le avisaremos cuando publiquemos nuevas historias. 

© 2020 por Humanos de Costa Rica